top of page

Blog Neuronae

Buscar

Estrategias de aprendizaje, estilo cognitivo y TDAH

Podemos tener unas buenas capacidades intelectuales, un buen desarrollo emocional pero el problema reside en las estrategias de afrontamiento al estudio o al trabajo en la etapa infantil o adulta y en las capacidades de organización o funciones ejecutivas.


Debemos evaluar las estrategias de aprendizaje, determinar las rutas predominantes personalizadas de mejor entrada, procesamiento y comprensión de la información, predominio hemisférico, bien visual, auditivo, sensorial,dependiente de campo o independiente de campo. Además de en el aprendizaje, el estilo cognitivo nos determina en nuestra gestión y respuesta emocionales y nuestra forma de ver la vida y relacionarnos con los demás.


El sistema escolar y laboral está enfocado hacia la ruta del hemisferio izquierdo, más verbal, analítico, sincrético, lógico, secuencial en detrimento del hemisferio derecho, más visual, intuitivo, creativo y espacial. Si una persona aprende mejor a través de funciones de su hemisferio derecho tendrá dificultades ante el modelo actual escolar y de sociedad enfocada en la predominancia del hemisferio izquierdo. Y también puede repercutir en sus respuestas emocionales y conductuales, primero porque su visión del mundo es diferente a la mayoria, no mejor ni peor, y segundo, si nos empeñamos en obligarle a gestionar su visión del mundo mediante unas estrategias que no son suyas puede afectar a sus respuestas sociales y autoestima. Como se dice , por mucho que nos empeñemos un pez nunca podrá trepar un árbol.


Tienen habilidades diferentes, pero esto no significa que tenga un problema clínico o haya que ponerle una etiqueta diagnostica, o medicarlo como desafortunadamente sucede.


Sí podemos trabajar y redirigir estas diferencias.


Primero, mediante la metacognición; es decir primero que el propio individuo sea consciente de estas diferencias, y luego enfocando el modelo de trabajo hacia las habilidades y puntos fuertes y desarrollando, estimulando en lo posible las áreas con menor desarrollo y que están generando problemas de adaptación. Equilibrar al máximo su rendimiento cognitivo y facilitar así la integración social, autoestima y su equilibrio emocional-conductual.




Estilos cognitivos,TDAH y aprendizaje
Estilos cognitivos,TDAH y aprendizaje




Ausburn, L.J. & Ausburn, E.B. (1978). Cognitive Styles: Some informations and implications for instructional design. Educational Comunicafion and Technology Journal, 26, 337-354.


Jonassen, D.H. y Grabowsky, B.L. (1993). Handbook of Individual Differences, Learning and Instruction. Hillsdale, NJ: Lawrence Erlbaum Associates.


Cattell, R.B. y Cattell, A.K.S. (1973, 1990). Tests de Factor g. Escalas 2 y 3. Madrid: TEA.


Clark 111, H. T. & Roof, K. D. (1988). Field dependence and strategy use. Perceptual and Motor Skills, 66, 303-307


García Ramos, J.M. (1989). Los estilos cognitivos y su medida: estudios sobre la dimensión

dependencia-independencia de campo. Madrid: Ministerio de Educación y Ciencia.





206 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comentários


Importante:

Todos los contenidos publicados en esta web y en sus apartados y blog, así como en redes sociales de Neuronae son puramente informativos y en ningún caso deben considerarse sustitutos del diagnóstico y asesoramiento médico. La duplicación del contenido de la web y blogs de Neuronae debe ser autorizada por escrito por la dirección general de Neuronae.

bottom of page